El olvido del instante


20140105-112442.jpg

Dicen que cuando el alumno esta listo, aparece el maestro. Y así llegó Canela a mi vida, como caída del cielo. Ella me necesitaba a mi y yo la necesitaba a ella. Yo le ofrecí mi casa, de la cual rápidamente se adueñó, le ofrecí comida y cuidado, y todo el amor que jamás creí que hubiera podido salir de este corazón. Ella a cambio me ofreció muchas risas todos los días que estuvimos juntas, me permitió disfrutar de su suave pelo largo pardo, de su ronroneo con poderes de calma y silencio, de descubrir el mundo en la profundidad y claridad de sus redondos ojitos amarillos que parecían tallados del cristal más puro, pero más increíble aún, me permitió aprender de su infinita sabiduría. Canela vino a mi vida a eso, ella era una maestra, una sabia disfrazada de gato, a veces dulce, a veces indiferente, así como son todos ellos (Los sabios y los gatos).

Ella me dio más a mi de lo que yo pude darle en los 3 años que estuvimos juntas. Yo realmente no le enseñé nada, mi estupidez humana no le aportó nada a su vida y a su espíritu. Le pido perdón a mi Canela porque este ser tan alejado de la esencia de la vida no aportó más que unas cuantas comodidades y mimos a su existencia. Pero a eso vino ella. Hizo que pasara horas enteras mirándola ser un gato, de eso se trata la vida. El ser humano pasa sus días tratando de ser un montón de cosas que no es cuando simplemente podría dedicarse a ser un humano. Un pájaro es un pájaro, no intenta otra cosa que volar, construir y mantener su nido, comer y disfrutar su vida mientras la honra cantando todo el día. Y así es también el gato, el gato es gato y a eso se dedica.

El humano a diario se olvida de quien es, por estar perdido en el pasado o imaginando el futuro, el humano se olvida del presente y por eso se ve ido, como que no existiera aquí y ahora. Uno nunca ve un gato llorando por lo que pasó o pensando en que irá a pasar mañana, el gato siempre está aquí y ahora y eso fue lo más importante que Canela vino a enseñarme. Todo empezó un día que me levanté llena de estrés, pensando en un montón de cosas que tenía que hacer, preparé desayuno, a la vez que prendí el computador, así que me puse a desayunar mientras empezaba a responder correos, el día era un caos sin ni siquiera haber empezado. Cuando terminé el desayuno me paré a llevar el plato a la cocina y entonces vi a canela en la ventana, bajo un hermoso sol de la mañana, con sus ojitos cerrados y la nariz levantada hacia el aire fresco que recibía su cara, y la vi disfrutar de ese aire y respirarlo con alegría y gratitud… Y en ese momento, el tiempo se detuvo en mi. Olvidé todo eso que me estaba alejando del momento presente y me di cuenta que ni siquiera había notado lo bonita que estaba la mañana y el aire fresco que la vida misma me estaba ofreciendo para relajarme. En ese momento, sentí que “medio desperté” y me propuse seguirla mirando, porque en ese instante supe que ella era más sabia que yo.

A Canela ya le había escrito algo en este blog, cuando aún vivía en esta tierra y era precisamente acerca del día del maestro. Ya había escrito lo de ese momento en la ventana, pero sentí necesario volverlo a escribir porque esa vez no sabía que ese era el inicio de su mayor enseñanza.

Desde 2011 mi vida ha estado llena de coincidencias que no han salido de la nada, yo las pedí. Yo pregunté al universo y el me ha respondido siempre. Cuando a mi papá le dio el infarto en 2011, le pedí al cielo con todas mis fuerzas que no se lo llevara todavía, porque no estaba preparada para sentir ese dolor de su ausencia, le pedí que por favor me enseñara a aceptar la muerte y le pedí que me enseñara el desapego. También le pedí que me enseñara la esencia de la vida y el secreto de la felicidad.

A finales del año de 2012 estaba leyendo un libro que se llama “El poder del ahora”, me encantó y supe que era un libro que iba a cambiar mi vida, empezó 2013 y los primeros días de Enero lo terminé de leer. El año había empezado con el pie derecho.

Era el 8 de Enero de 2013 y yo llevaba un sólo día de haber vuelto a Medellín, eran aproximadamente las 9:00pm y estaba sentada en el sofá de la sala, con mi Canela en mis piernas, feliz de estar con ella y de poder sentir su pelo suave mientras ronroneaba, agradeciendo su existencia y su compañía. Al siguiente instante decidió irse y lo siguiente que escuché fue la vibración de una ventana. Me paré muy asustada a buscarla por toda la casa y no la vi, así que supe con mucho dolor que había sucedido. Estaba sola en la casa y decidí bajar rogando al cielo no encontrarla 15 pisos abajo, el tiempo en el ascensor se me hizo eterno. Llegué abajo y estaba muy oscuro, tuve que buscarla hasta que la vi. Se me apagó el alma en ese momento y el corazón se me hizo mil pedazos. Le dije “mi niña” y ella maulló con mucho dolor e intentó caminar. Varios vecinos bajaron a ayudarme mientras yo subía por la billetera para llevarla a algún lado. Cuando bajé otra vez, la miré a los ojos y ya su mundo se había ido, me dolió en el alma ver sus ojitos vacíos, no había más que un cuerpo sin alma… Mi Canela se había ido al cielo de los gatos…

La vida es un instante. Creí que había aprendido esto del libro pero fue Canela la que me lo terminó de enseñar. En un instante estaba con ella feliz, acariciándola en mis piernas y al instante siguiente decidió volar por la ventana en su camino a la eternidad, lejos de este mundo. Y dejó de existir en otro instante.

Y uno se olvida de los instantes por estar perdido en el pasado o en el futuro que no existen!

Con mucho dolor recuerdo todavía ese día. Tuve que irme a mi valle sagrado, mi valle del Cocora a despedirla en las estrellas. Escogí a Mintaka, una de las estrellas del cinturón de Orion para recordarla y recordar de donde vengo cada que mire al cielo.

Un año me demoré para poder escribir esto y no se imaginan lo que me costó escribirlo. La extraño infinito. Pero ahora se que esa era su meta porque aprendí lo que le pedí al universo, aprendí a aceptar la muerte, que es sólo física, porque Canela todavía existe en mi, dejó su huella en mi. Aprendí el desapego porque aprendí todos los días del año a vivir sin ella, sin sus locuras y su suavidad, ya no la sentí más a media noche durmiendo encima de mi cabeza y tuve que aprender a dejar de extrañar sus ojos… y ser de todas maneras feliz. Aprendí el poder del ahora el día de su muerte física, y gracias a eso, el 90% del año pasado (2013) me la pasé con una felicidad constante sin motivo alguno. No es una felicidad fugaz de esas que lo invaden a uno cuando está de paseo o cuando ve a un viejo amigo, es una felicidad de fondo, que trasciende cualquiera de esas tristezas momentáneas.

Simplemente he sido feliz en el aquí y el ahora… Con cada momento, con cada instante que me ha regalado la vida desde ese día, hasta hoy. Ahora mi propósito es no perderme ni un momento de mi vida, lo pasado ya está atrás, el futuro no existe aún, así que intento cada día no perderme en ellos… Tal vez el siguiente instante mi vida ya no exista…

Anuncios

18 thoughts on “El olvido del instante

  1. Que lindo Ani!!!, recuerdo ese día con tristeza por la Canelita que jugo horas antes con Fabiana y sus burbujas 😳 o en sus sesiones de fotos acompañando a Fabi y los cojines. Linda la gatuzca.

  2. Muy lindo Ana y muy sentido, se me erizo la piel al leerlo y recordé esos dias en que hablamos acerca de lo sucedido. Me identifico con vos, por situaciones parecidas y por ese temor q tenemos de perder lo que se posee, por que también me ha costado vivir en el ahora y dejar ya el pasado atrás y no estar ansiosa con un futuro que no sabremos si llega. Te felicito! creo que has aprendido mucho de la vida, eres ya una sabia, tus palabras lo dicen, solamente el ser tú, el ser feliz, te ha liberado de tus miedos.
    Un abrazo.

  3. Que bonito relato y mas bonito aun la proyeccion que se hace en el acerca del modi de vivir el instante. Que cierto es el pasado ya no es , el futuro no sabemos si sera. Asi que lo unico cierto es el ya y hay que vivirlo con intensidad procurando ser feliz y proyectando esa felicidad a los demas. OJO proyectandola porque si no la tengo en mi interior jamas podre llevarla a otro. NADIE PUEDE DAR DE LO QUE NO TIENE

  4. Ay mi vida. Qué escrito tan hermoso y tan sabio. Cuánto has aprendido de la vida. Cuánto te enseñó tu maestra Canela. Y cuánto nos has enseñado con este escrito. Te felicito..TQM

  5. ES ALGO DEMASIADO HERMOSO— MÁS QUE PROFUNDO, MÁS QUE EMOCIONAL. Uh he perdido a Mi Teo, pero leer esto me llena de raras razones para entender el porque se van el porque se marchan… y TODO ESE TESORO QUE NOS DEJAN

  6. No te conozco, pero entre a tu blog porque vi unas fotos de Sebastian Sanchez, donde fue etiquetada en Facebook, una Amiga y me impacto el trabajo fotografico que hiciste. Ojie un poco el escrito de la religion y este, y puedo llegar a entenderte con todo ese descubrir espiritual tan bello al cual hemos podido experimentar, a partir de un vacio y de cuestionarnos el sentido de la vida. Me recuerdas un poco a mi… Y algo que me ha ayudado es el poder haber leido y culminado, despues de 7 anios, un libro que se llama la Biblia, en la version Reina Valera de 1960, la que segun varios, esta version es mas entendible; y si lees el libro de Proverbios y el de Job de esta, te abrira un espacio en tu mente para la reflexion. Gracias por tus escritos, los cuales leere con mas detenimiento. Dios te bendiga siempre y te conserve ese maravilloso corazon que tienes.

    • Hola Natalia! Muchas gracias por la recomendación, lo pondré en mi lista de libros para leer, nunca había oído de esa versión, donde se consigue? Sebas es muy amigo mío, tomé las fotos de su boda y de su preboda. Me alegra que te hayan gustado!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s